Suena a regaño de abuelo, pero es cierto. La afición de jugar videojuegos podría mantenerte desempleado, de acuerdo a un informe desarrollado por economistas de Princeton y las universidades de Rochester y Chicago, este entretenimiento está ligado al desempleo en hombres de 20 años.

La tasa de empleo en jóvenes sin estudios profesionales se redujo en Estados Unidos de forma considerable desde el año 2000. Muchos hombres en paro que viven con sus padres o con algún familiar, ocupan hasta el 75% de su tiempo de ocio en jugar, en lugar de buscar empleo.

El motivo se relaciona con lo sofisticados que son los videojuegos en la actualidad. Muchos títulos toman más de 100 horas en ser completados y ofrecen mundos complejos en los que es fácil perderse. Además, el factor social de muchos juegos en línea han cambiado la sensación del videojugador moderno.

Hace décadas, los usuarios de este tipo de entretenimiento eran sujetos aislados. Ahora ocurre lo contrario, se han convertido en sujetos sociales con “logros” qué presumir, al menos dentro de su mundo virtual.

La satisfacción inmediata que este tipo de ocio ofrece, oculta la frustración de ser rechazado en alguna vacante.

Aunque el estudio ofrece datos preliminares, y no se atreve a mencionar a los videojuegos como el principal factor de desempleo en este sector de la sociedad, podría encender las alarmas: ¿los jóvenes prefieren distraerse a lograr metas en el mundo real?

Sería arriesgado generalizar.

Con información de Dinero en Imagen

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here